levitra generico 5 mg comprar viagra online envio urgente comprar levitra 10 mg bucodispersable amazon cenforce viagra generico foro presentacion de levitra 10mg generico y pecio mejores farmacias donde comprar viagra en andorra cialis 5 mg precio en farmacia benavides como comprar viagra directamente en india tadalafilo alter 10 mg precio cialis generico venta

Cirugía de alta complejidad

cirugia-alta-complejidad

 

CIRUGÍA
DE ALTA COMPLEJIDAD

Es aquella que por su nivel de dificultad precisa de una alta cualificación y especialización de nuestros citujanos. En la mayoría de los casos está relacionada con la patología tumoral (cáncer). Para su abordaje es preciso una alta tecnología y cirujanos superespecializados formados en las técnicas quirúrgicas más avanzadas (cirugía mínimamente invasiva, cirugía robótica, etc.).

CIRUGÍA HEPÁTICA

cirugia_pancreasLa resección hepática es el procedimiento quirúrgico para pacientes afectados de tumores primarios del hígado y también en pacientes con metástasis en el mismo órgano de tumores de otro origen (colon, ovario…).

El tratamiento multidisciplinar con otros especialistas (oncólogos y radiólogos intervencionistas) nos permite intervenir a muchos pacientes que hace años eran considerados irresecables. La tasa de resecabilidad (el porcentaje de pacientes en los que se consigue una extirpación total del tumor) es muy alta y la tasa de morbilidad (el porcentaje de complicaciones de la intervención) es baja y está dentro de los límites de calidad de los mejores hospitales mundiales.

La mortalidad del procedimiento ha disminuido sensiblemente en los últimos veinticinco años gracias a la alta especialización de los cirujanos que la practican y la mejora de las técnicas empleadas, entre ellas la cirugía mínimamente invasiva.

CIRUGÍA DEL CÁNCER DE RECTO

Abordaje por laparoscopia del tratamiento de cáncer de recto.

El tratamiento del cáncer de recto sin metástasis a distancia consiste en la extirpación del recto afectado. En ocasiones, dependiendo del estadio en el que se encuentre el tumor, es necesario administrar un tratamiento de radioterapia y quimioterapia preoperatorio.

El tipo de cirugía varía dependiendo de la localización del tumor. En tumores de recto alto se puede conservar el segmento final del recto. Si el tumor es más bajo, se extirpará todo el recto y se realizará una sutura del colon al ano (anastomosis coloanal). En ocasiones, para proteger la sutura realizada, se realiza un estoma temporal a nivel del intestino delgado (ileostomía). De esta manera, el contenido intestinal no pasa por la sutura y sale a través de la pared abdominal a una bolsa. El estoma se cierra quirúrgicamente a los pocos meses. Cuando el tumor está muy cerca del ano o infiltra el esfínter anal, es necesario resecar todo el recto y el canal anal (amputación abdominoperineal). Esto obliga a exteriorizar el colon a través de la pared abdominal mediante una colostomía permanente.

Todas estas técnicas se realizan habitualmente mediante el procedimiento laparoscópico (mínimamente invasivo) siendo de gran ayuda el apoyo tecnológico que nos ofrece la cirugía robótica (Da Vinci®) que añade a la cirugía mínimamente invasiva mayor precisión y seguridad.

CIRUGÍA DE LA ENDOMETRIOSIS

Cirugía laparoscópica para los casos de endometriosis pélvica profunda.

Un 10% de los casos de endometriosis son endometriosis pélvica profunda y requieren cirugía. La intervención debe ser llevada a cabo por un equipo altamente especializado muchas veces multidisciplinar que incluya ginecólogo, cirujano y urólogo. Tiene que ser una cirugía personalizada según la sintomatología, la extensión de la enfermedad y los deseos de maternidad futura.

La definición de endometriosis profunda es poco precisa, ya que si bien incluye a las lesiones retroperitoneales (sitios infrecuentes), también se incluyen las lesiones que afectan al intestino, a los uréteres, a la vejiga y al tabique rectovaginal. La endometriosis profunda está relacionada con dolor intenso que afecta a la calidad de vida y representa un reto quirúrgico dada la dificultad en el abordaje quirúrgico.
El cirujano debe buscar el equilibrio entre el beneficio que se va a obtener y las consecuencias que supondrá para la paciente sobretodo teniendo en cuenta que se trata de mujeres jóvenes.

La cirugía laparoscópica puede ser efectiva en el tratamiento de la endometriosis grave con infiltraciones profundas y debe ser tratada en centros y por equipos especializados.

CIRUGÍA PANCREÁTICA

Cirugía laparoscópica para lesiones quísticas pancreáticas, tumores neuroendocrinos y tumores ductales.

El desarrollo tecnológico de los últimos años permite en la actualidad poseer una extraordinaria y precisa capacidad diagnóstica en la patología pancreática, tanto benigna como maligna (cáncer). De este modo, diferentes procesos como lesiones quísticas pancreáticas, tumores neuroendocrinos e incluso tumores ductales localizados en fase muy precoz son actualmente diagnosticados con una gran precisión.

Asociado a esta mejora diagnóstica se ha producido una importante modificación de los procedimientos quirúrgicos fundamentalmente en lo relacionado al abordaje. Hemos pasado de la cirugía abierta que obligaba a grandes incisiones a la cirugía mínimamente invasiva (cirugía laparoscópica).

La cirugía laparoscópica del páncreas es una realidad en nuestro ámbito y nosotros la utilizamos independientemente de la localización de la patología en el páncreas (cabeza, cuerpo o cola). Las características morfológicas del páncreas así como su localización anatómica y más fundamentalmente la forma de diseminación de los tumores de páncreas son factores que determinan la complejidad de la técnica quirúrgica, donde la experiencia de los cirujanos que tratan esta patología juega un papel muy importante.

Utilizando el procedimiento laparoscópico se ofrece al paciente todas las ventajas de la cirugía poco invasiva: recuperación más precoz, estancia postoperatoria más corta, menor incidencia de complicaciones en la herida quirúrgica (hernias, infecciones,..), menos dolor postoperatorio, etc.

CIRUGÍA TRANSANAL Y TEM

En la cirugía transanal, trabajamos con el TEM, aparato de microcirurgía transanal endoscópica.

La cirugía transanal con ayuda de un instrumental específico TEM (microcirugía transanal endoscópica) nos permite extirpar lesiones presentes en el recto muy próximas al ano.

Esta cirugía nace como alternativa a la cirugía abierta y/o laparoscópica abdominal (resecciones anteriores bajas o amputaciones abdómino-peritoneales), en las que se asocia una importante morbi-mortalidad.

El TEM (microcirugía transanal endoscópica) se realiza con un tubo llamado rectoscopio que se introduce en el recto. A través de él se insufla CO2 para que el recto se distienda y se maneja el instrumental de microcirugía. Lleva incorporado un microscopio para mejorar la visión, lo que nos permite extirpar lesiones situadas entre 5 cm y 12 cm del ano.

Indicamos esta técnica en aquellos pacientes que presentan: pólipos rectales no subsidiarios de extirpación mediante colonoscopia, cánceres de recto en estadios iniciales (T0-1, N0) y en carcinomas rectales en cualquier estadio en pacientes con elevado riesgo quirúrgico.

Algunos pacientes requieren un estudio individualizado multidisciplinar entre radioterapeutas, oncólogos y cirujanos para la indicación de esta técnica; es el caso de los cánceres de recto en estadios intermedios (T2, N0).

CIRUGÍA DE CANCER DE ESÓFAGO Y ESTÓMAGO

Esofaguectomía o gastrectomía mediante el procedimiento laparoscópico.

En la cirugía de los tumores esofágicos y/o gástricos es fundamental la estrecha colaboración con un equipo multidisciplinar compuesto por cirujanos, oncólogos y radiólogos entre otros. Entre todos se diseña la estrategia que mejor se adapta a cada paciente, evaluando caso por caso la necesidad de realizar tratamientos adyuvantes con quimioterapia y/o radioterapia antes o después de la cirugía.

Estos tipos de tumores, más frecuentes en la actualidad debido al ritmo de vida y los hábitos dietéticos, se tratan a través de la esofaguectomía o gastrectomía. Nuestro equipo altamente especializado opta por la cirugía laparoscópica (cirugía poco invasiva) y, en casos seleccionados, con el apoyo de sistema robótico (Da Vinci®).

El abordaje laparoscópico aporta grandes ventajas (estancia hospitalaria más corta, menos dolor postoperatorio, etc). Mediante esta intervención, se realiza la resección del órgano afectado y la posterior reconstrucción del tránsito.

CIRUGÍA ROBÓTICA

La incorporación de la cirugía asistida por robot (Da Vinci) aporta mayor precisión quirúrgica y ha permitido reducir riesgos.

La evolución de la cirugía mínimamente invasiva en la última década ha revolucionado el concepto de la práctica quirúrgica moderna. Durante muchos años, la cirugía laparoscópica ha sido considerada como el paradigma de la tecnología más avanzada. Sin embargo, la realidad es que, aun estando delante de un importante avance quirúrgico, existen limitaciones o dificultades para efectuar diferentes técnicas quirúrgicas abdominales con procedimientos exclusivamente laparoscópicos.

La incorporación y progresivo desarrollo de la cirugía asistida por robot (Da Vinci®) ha permitido incrementar de una forma notable las opciones técnicas para los enfermos con patología digestiva, en los que se debe efectuar, para su tratamiento, un procedimiento quirúrgico que asocie seguridad, eficacia y mínima invasión o agresividad.

La cirugía robótica efectuada con una adecuada indicación, elimina un número importante de riesgos de la cirugía abierta y supera las ventajas de la cirugía laparoscópica.

Las principales ventajas de la cirugía asistida con robot (Da Vinci®) son: aporta una mayor precisión quirúrgica, es un procedimiento menos invasivo, eliminación del temblor natural de la mano del cirujano y ofrece una mejor visualización del campo anatómico que se opera (visión en 3 dimensiones)

Los hospitales más cualificados del mundo han ido incorporando de forma progresiva esta tecnología, incrementando de esta forma la oferta terapéutica a sus pacientes. Nuestro equipo, en línea con la super-especialización de sus cirujanos, también emplea esta tecnología siendo su uso más extendido en cirugía de alta complejidad como la cirugía esofágica, gástrica, del cáncer de recto y de la obesidad mórbida.

Contenido elaborado por el equipo médico de Quirúrgica