¿Gases, dolor, hinchazón o pérdida de apetito? Podría ser un problema serio del aparato digestivo

En el Día Mundial de la Salud Digestiva, la revista ¡Hola! publica una noticia en la que el Dr. Xavier Centeno nos lo cuenta todo acerca del aparato digestivo, las patologías que comprometen la salud intestinal y sus síntomas. Lo compartimos a continuación.

Desde hemorroides, hasta cáncer, pasando por piedras en la vesícula, reflujo y los problemas que están aumentando en estos últimos años: intolerancias alimentarias y colon irritable. Son las patologías que comprometen la salud intestinal y estos son los síntomas

El aparato digestivo es el encargado de realizar la digestión de los alimentos, es decir, transformar las moléculas complejas en sustancias más simples que nuestro organismo pueda absorber y utilizar para producir energía o para generar los distintos órganos y sistemas de nuestro cuerpo. Este aparato está formado por un tubo largo que va desde la boca hasta el ano y cuyo tramo está divido en varias secciones: el esófago, estómago, intestino delgado, intestino grueso (o colon), el recto y el ano.

 Lo normal es que el aparto digestivo funcione correctamente, y no tengamos ningún problema. Sin embargo, hay enfermedades que pueden afectarle y detectarlas a tiempo es importante para mejorar la calidad de vida de los pacientes, evitar déficits nutricionales o, incluso, aumentar la supervivencia y buscar la curación en el caso del cáncer.

Las más comunes son las anales como las hemorroides, las  fístulas y las fisuras. El estreñimiento suele estar detrás de estos problemas. Las piedras en la vesícula, la hernia de hiato, el reflujo gastroesofágico, el cáncer de colon y recto, los divertículos y el colon irritable también son muy frecuentes.

En los últimos años y, según indican los expertos, debido a la manipulación alimentaria, las intolerancias y las alergias han incrementado su incidencia. Según confirma el doctor Xavier Centeno, especialista en cirugía general y digestiva de ‘Qurirúrgica’, asociación de cirujanos, “actualmente, la población tiene más fácil acceso a consultar y los medios diagnósticos son mejores”, por lo que se diagnostican más casos que hace unos años.

Síntomas de un problema en el aparato digestivo

Las enfermedades del aparato digestivo, así como las intolerancias alimentarias pueden cursar con síntomas inespecíficos. Por ello es conveniente consultar con el médico ante estos síntomas:
  • Ardor en el estómago
  • Dolor o espasmos
  • Distensión abdominal (gases)
  • Diarrea
  • Estreñimiento
  • Sangre en las heces
  • Mareos
  • Náuseas o vómitos

Cómo mantener sano nuestro aparato digestivo

Mantener unos buenos hábitos de vida es esencial para conservar la salud digestiva. En este sentido, y según señala el doctor Xavier Centeno, “es fundamental incluir en la dieta un aporte mínimo de fibra(frutas, verduras y legumbres), beber al menos 1 litro y medio de líquidos (con agua, principalmente, zumos, infusiones, etc.), así como decantarse por el pescado y tomar lácteos con moderación”.

Asimismo, deben evitarse las comidas excesivamente calientes, abusar del alcohol, café, picantes o especias y bebidas gaseosas y carbonatadas.

Por último, es importante evitar factores externos como el estrés, ya que“favorece el desarrollo de disfunciones intestinales como espasmos, hinchazón, cambios en el ritmo intestinal, etc., síntomas que se engloban en el llamado síndrome del colon irritable”, indica el especialista.

Cáncer del aparato digestivo

El cáncer es otra de las enfermedades que pueden afectar al aparato digestivo. Sin embargo, no solo es un tipo de cáncer, sino hay cinco tipos diferentes. Cuatro de ellos se encuentran dentro de las siete patologías oncológicas que producen mayor mortalidad. Es el caso del cáncer de colon, cáncer de estómago, el de hígado y el de esófago.

La buena noticia es que entre el 30 y el 50 % pueden prevenirse evitando factores de riesgo e implementando estrategias de prevención.

Las recomendaciones para prevenir el cáncer en el aparato digestivo son las mismas que se aconsejan para cuidar de la salud intestinal en general, aunque hay ciertas matizaciones:

  • Evitar el consumo de tabaco: a los cinco años el riesgo aumentado se reduce y cuanto más tiempo pasa, desaparece.
  • Consumir verduras y frutas frescas diariamente: también hay que limitar el consumo de alimentos que contienen grasa de origen animal (a excepción del pescado) de productos lácteos y otros derivados de las grasas. Se aconseja reducir también los alimentos hipercalóricos (ricos en azúcares y grasas), las bebidas azucaradas, la carne procesada y limitar el consumo de carne roja.
  • Moderar el consumo de alcohol: los estudios asocian que su ingesta aumenta el riesgo de un tipo de cáncer de esófago, de cáncer de hígado por cirrosis y de colon.
  • Realizar ejercicio físico diariamente: el sedentariosmo se relaciona con un mayor riesgo de cáncer, por ello realizar una actividad física cada día reduce el riesgo.
  • Vacunarse frente al virus de la hepatitis B: la infección crónica por el virus de la hepatitis B (VHB) explica la mayoría de los cánceres hepáticos. Existe una vacuna frente a este virus.
  • A partir de los 50 años, participar en el cribado de cáncer colorrectal: la prueba que detecta sangre en heces, que se puede llevar a cabo anualmente o cada dos años así como la colonoscopia, cada diez años, disminuye la incidencia y la mortalidad por esta enfermedad oncológica.

Aunque la prevención es importante para evitar estos tipos de cáncer, es necesario acudir al médico y realizarse chequeos, al menos, una vez al año. En el caso de que se manifestara alguna señal de alarma, acudir al especialista para que realice un diagnóstico.

Estos son los síntomas más frecuentes en cáncer del aparato digestivo:

  • Dolor abdominal
  • Cambios en el ritmo intestinal
  • Pérdida de apetito
  • Pérdida de peso sin razón aparente
  • Sangre en las heces
Contenido elaborado por el equipo médico de Quirúrgica

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *